Rocío Nahle, titular de la Secretaría de Energía, negó la presencia de buques varados con combustibles en las terminales marítimas del Golfo de México, de acuerdo con una nota publicada por La Jornada.

Lo anterior al ser cuestionada sobre la información de que hay buques petroleros esperando a descargar combustible en los muelles.

“Por lo general, los buque-tanques que traen importaciones de combustibles llegan cada semana a Tuxpan, y a veces tienen que hacer una fila para esperar a que un buque-tanque descargue, y ellos lo puedan descargar en el siguiente turno. Hasta ahora, no tenemos registrado que haya algún tráfico en el muelle para descargar”, aseguró en una entrevista radiofónica.

Al hablar del desabasto, indicó que "Pemex está haciendo un esfuerzo, está distribuyendo más producto, pero el déficit que empezó a manifestarse en ciertas áreas, es un déficit de hidrocarburo que estaba circulando de manera ilegal”.

Este jueves, el diario Reforma informó que desde principios de diciembre la distribución de gasolina importada registra problemas.

El medio citó a S&P Global Platts, publicación especializada en temas energéticos, que señalaba que 14 buques tanque con gasolina procedentes de Texas quedaron estacionados en la Terminal de Pajaritos, en Coatzacoalcos, esperando descargar.

Pemex reafirma su compromiso de atacar el robo

Mediante un comunicado, Petróleos Mexicanos aseguró que la “nueva estrategia del Gobierno de México para acabar con el llamado huachicoleo es efectiva, y no daremos marcha atrás contra el robo de combustible ilícito que daña la economía nacional y el bolsillo de los mexicanos”.

Para ello continuarán “implementando las medidas necesarias para acabar con este flagelo al reforzar la vigilancia y cuidado de nuestras instalaciones, así como en los mil 600 kilómetros de los seis ductos principales del país. Asimismo, continuaremos ejecutando el plan alternativo de distribución por pipas hasta que se regularice el suministro”.

Incluso aseguraron que siguen surtiendo todos los días 800 mil barriles de gasolina para asegurar el cumplimiento de la demanda requerida en el país.