El gobierno de México no firmó la Declaración del Grupo de Lima sobre Venezuela para evitar que otros países se entrometan en “asuntos que solo corresponden a los mexicanos”, aseguró el presidente Andrés Manuel López Obrador.

Al regresar de una gira por Chihuahua, el presidente señaló que su administración no se meterá en asuntos internos de otras naciones, ya que se conducirá bajo el principio de no intervención.

“Vamos a respetar los principios constitucionales de no intervención y de autodeterminación de los pueblos en materia de política exterior, por eso no se suscribió esa carta que condena al gobierno de Venezuela”, comentó Obrador ante medios de comunicación.

Las declaraciones se dan luego de que un grupo de 14 países firmara un documento en donde dice que no reconocen el triunfo de Nicolás Maduro, presidente de Venezuela, quien fue reelecto en unas elecciones cuestionadas a nivel nacional e internacional.

“Nosotros no nos inmiscuimos en asuntos internos de otros países porque no queremos que otros gobiernos, otros países, se entrometan en los asuntos que solo corresponden a los mexicanos”, afirmó.