La Policía Federal detuvo al conductor de una pipa cargada con 27 mil litros de combustible presuntamente ilegal, en Nuevo León.

La corporación señaló que la detención tuvo lugar en la carretera Monterrey-Reynosa. El chofer no contaba con la documentación que acreditara la legal posesión del combustible.

Esta semana el presidente Andrés Manuel López Obrador presentó el plan para combatir el huachicoleo en México, en el cual destacó que tan solo el año pasado, el robo de combustible significó una pérdida para Pemex de 60 mil millones de pesos.