El furor por la última temporada de Game of Thrones ha hecho que prestemos atención a aspectos tan triviales como la presencia de un vaso de café en una reunión en Winterfell.

Sin embargo, hay diálogos que tienen poder, y Jessica Chastain lo sabe.

La actriz, protagonista de cintas como It: Chapter Two, Interestelar y La noche más oscura, llamó la atención en su cuenta de Twitter sobre un diálogo en el episodio 4 de la temporada 8 de Game of Thrones.

Se trata del momento en el que Sansa está conversando con El Perro y él le dice que se enteró que “la habían tomado por la fuerza”. Luego le reprocha que si ella se hubiera ido con él de Desembarco del Rey (en la segunda temporada) se hubiera ahorrado toda la violencia que vivió.

Y Sansa le responde: “Sin lo de Ramsay y lo de Little Finger habría sido una pequeña ave toda mi vida”.

Espera, ¿qué? ¿Acaso los guionistas de Game of Thrones están asociando la violencia sexual a la evolución de Sansa como personaje y a su empoderamiento? Sí, lo hicieron.

Y a Jessica Chastain no le pareció.

“La violación no es una herramienta para fortalecer a un personaje”, escribió la actriz en su cuenta de Twitter. “Una mujer no necesita ser víctima para convertirse en mariposa. La pequeña ave siempre fue un fénix. Su fuerza predominante es únicamente por ella. Y ella sola".

El tuit de Chastain rápidamente alcanzó miles de retuits y provocó debates y análisis sobre lo injustos que han sido los creadores de la serie al limitar la evolución de Sansa y atarla a la violencia sexual que sufrió previamente.

Jessica Chastain y Sophie Turner, quien interpreta a Sansa Stark en la popular serie de HBO, comparten créditos en la película X-Men: Dark Phoenix que se estrenará en México el 7 de junio de 2019.