Las famosas puertas de madera negra que daban entrada a El Imperial se cerraron ya. Uno de los lugares más importantes para escuchar música en vivo en la Ciudad de México dijo adiós al público el pasado sábado 7 de julio de manera intempestiva: celebraron su décimo aniversario y se despidieron del público sin dar más explicaciones.

"Ya están cerrando los últimos lugares que quedaban donde fuimos jóvenes", "Una parte de mi juventud se queda en @elimperialclub. Desperté crudisimo y triste de saber que anoche fue la última vez que pisé ese escenario", "Lo que pasó en @elimperialclub se queda en @elimperialclub. ¡Gracias por tanto!", son solo algunos de los comentarios repletos de nostalgia que se leen en el timeline del Twitter de este centro nocturno. Sí, diez años no pasaron sin gloria en este lugar.


El Imperial se inauguró en un momento en el que la escena independiente —no solamente del rock— buscaba espacios para presentar sus propuestas, esto también abarcó a la música electrónica.

Sus paredes con tapiz negro y dorado, los candelabros de vidrio, el piso de tablero de ajedrez y esos sillones de plastipiel tan cómodos fueron el escenario de reunión para melómanos —oriundos y extranjeros— que buscaron música en vivo por las noches en la capital. Quien puso un pie en El Imperial con seguridad tendrá alguna historia que contar.

Aquí rescatamos algunos de los episodios más importantes de sus 10 años de existencia.

El concierto secreto de los tacubos

Parte de las actividades que Café Tacvba realizó para celebrar su 25 aniversario fue un show secreto en El Imperial, ¿fuiste alguno de los afortunados que estuvieron ahí? No mentimos al decir que hubo fans que derramaron lágrimas por no haberse enterado. Para la masividad de foros que este cuarteto mexicano maneja, verlos y escucharlos en un sitio como El Imperial fue casi como tener un show privado.

El mejor tributo es el improvisado

El 10 de enero de 2016 es una fecha que quedó marcada en el calendario de los fanáticos de la música. Murió David Bowie y la escena rockera mexicana lloró con ello. Por tal motivo, el 24 de febrero de ese año, integrantes de Caifanes, Ruido Rosa, Yokozuna, Centavrvs, La Gusana Ciega, Tijuana No, San Pascualito Rey, Little Jesus, The Majestics, Hello Seahorse!, entre otros, se unieron para rendirle tributo.


Talentos consentidos

Silverio fue una de las propuestas musicales que llenaba El Imperial cada vez que se presentaba. Decenas de veces mostró sus calzones rojos e insultó al público durante su actuación. Y tan cerca como lo permitía este escenario.

¿Te acuerdas de la posada de 2011 en la que se presentó?


Apoyo vecino en el 19-S

El edificio con el número 286 de la calle Álvaro Obregón —una de las peores tragedias que dejó el sismo del 19 de septiembre de 2017— se encontraba justo enfrente de El Imperial. Por ello, Atto Attié y Jorge González, los dueños del club nocturno, no tardaron en reaccionar ante la emergencia abriendo las puertas de este inmueble a los voluntarios que participaron en las labores de rescate y a los familiares de las personas atrapadas en el derrumbe. Funcionó como centro de acopio en uno de los puntos más dañados de la ciudad.

Un gran aplauso a Jorge Gonzalez que durante el caos, el miedo y la desorganización, no descansó y no se rindió hasta...

Posted by Atto Attie on Sunday, September 24, 2017


Temas inéditos

En El Imperial no solo nacieron agrupaciones sino que este lugar siguió el camino de varios talentos como Hello Seahorse!, quienes durante una presentación en 2008 estrenaron uno de sus sencillos más importantes: Bestia, incluso antes de haberse grabado en el estudio.


En busca de una voz

Si alguien conoce la sensación de ver el Auditorio Nacional lleno tres noches seguidas (además de Luis Miguel) esa es Mon Laferte, quien antes de ser una de las cantantes más escuchadas de Latinoamérica fue talento frecuente de El Imperial.

Aquí el público pudo ver su metamorfosis.


Vuelve a vivir tu show preferido

¿Quieres vivir o revivir los momentos más importantes de un show en El Imperial? Una de las innovaciones de este espacio fue El Imperial TV, que abrió la ventana digital para poder ver los actos en vivo desde la comodidad de casa. Esto acercó las propuestas musicales a más público.

Muchos de estos están disponibles en su canal de Youtube, como este de Lost Acapulco de enero de 2012.


Semillero de talentos

El Imperial habría de martes a sábado, esto para darle espacio a todas las propuestas musicales que lo requirieran. Los viernes y sábados estaban reservados para bandas más consolidadas, pero los martes se sabía que habría música fresca. Reyno fue una de las agrupaciones que empezó a tocar los martes de propuestas y fue creciendo sobre el escenario de este lugar.


Fue sede del Festival Marvin

Durante las primeras ediciones del Festival Marvin, El Imperial prestó su escenario para albergar algunas de sus presentaciones.

Uno de los momentos más importantes del festival sucedió aquí, cuando Pastilla abarrotó el foro en 2011.

La escena musical lamenta la pérdida de espacios como El Imperial que fue una de las sedes del Festival Marvin durante sus comienzos.
La escena musical lamenta la pérdida de espacios como El Imperial que fue una de las sedes del Festival Marvin durante sus comienzos.

Además de que fueron sede de las fiestas de Esencia Marvin, en las que la revista mexicana llevaba a cabo la curaduría de talento. Enjambre, Rey Pila, Titán y Plastics Revolution fueron algunas de ellas.


Shows exclusivos

El Imperial apoyó tanto al talento local como al internacional. En 2016 tuvo una serie de shows exclusivos con el músico chileno Gepe, quien tocó versiones especiales de sus éxitos y de Estilo Libre, su álbum más reciente en aquel momento. Entre otros chilenos, vimos varias veces a Dënver y Astro.


Spoon, The Black Lips y Hinds son apenas algunas de las propuestas internacionales que también pisaron este escenario.


Un rincón para la música electrónica

En El Imperial convivían dos ambientes: la planta baja era de los rockeros y demás géneros con instrumentos musicales; la planta alta para aquellos que buscaban bailar toda la noche. Es por ello que este lugar también fue un espacio importante para la escena electrónica de DJs como EsaMiPau!, Bonnz, Oro de Neta, SKLTR y Chuck Pereda, por mencionar algunos, que aparecieron frecuentemente en su famosa marquesina.


Una leyenda

Ya al final de sus días, El Imperial se utilizó parainvitar a personajes de la literatura e incluso para presentaciones de libros. La más sonada y cercana al cierre tuvo como invitado al autor de Trainspotting, Irvine Welsh.

"Choose life. Choose a party" fue el nombre que se le dio al performance y DJ set de Irvine Welsh. Una gozada para los amantes de la obra de este autor y para escuchar música de los 90.