La tarde de este sábado, el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, salió ileso de un intento de “magnicidio” con drones que portaban cargas explosivas, según la versión oficial. Alrededor de las 20:00 horas, el mandatario venezolano acusó públicamente a su homólogo colombiano, Juan Manuel Santos, de estar detrás del ataque y exigió el “máximo castigo” para los responsables de atentar contra su vida.

Pero poco tiempo después el gobierno de Colombia desestimó que el presidente Juan Manuel Santos esté detrás del alegado atentado en contra del mandatario venezolano, Nicolás Maduro, ocurrido este sábado en Caracas.

“No tiene base. El presidente (Santos) está dedicado al bautizo de su nieta Celeste y no a tumbar gobiernos extranjeros”, dijo una alta fuente de la presidencia colombiana a AFP, la cual pidió el anonimato.

Pasadas las 17:40 hrs, el presidente venezolano tuvo que abandonar de emergencia un desfile militar que se llevaba a cabo en Caracas por el 81 aniversario de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB), después de que se escuchara un fuerte estallido.

“Hago un llamado a la Venezuela honesta y trabajadora: vamos a apostar por el bien de nuestro país. Ha llegado la hora de la recuperación económica”, arengaba el mandatario cuando ocurrió la detonación. Maduro interrumpió su discurso y fue retirado del lugar.

El evento, que se transmitía en cadena nacional, fue cortado de manera abrupta y las cámaras dejaron de grabar al presidente. Instantes después las imágenes mostraban a los militares rompiendo filas y corriendo como si trataran de ponerse a salvo.

Vladimir Padrino López, ministro de Defensa, y la primera dama Cilia Flores se encontraban junto al presidente venezolano al momento del cese de la transmisión.

Tiempo después, el gobierno venezolano, en voz de Jorge Rodríguez, ministro de Comunicación e Información, informó que se trató de un atentado en contra de Nicolás Maduro utilizando “varios drones” armados con explosivos que detonaron cerca de donde Maduro daba su discurso.

“Todo el trabajo que se hizo después ha permitido establecer con evidencias que se trata de un atentado contra la figura del presidente constitucional de la República Bolivariana de Venezuela, Nicolás Maduro Moros”.

“Exactamente a las 5:41 de la tarde se escucharon unas detonaciones, que las averiguaciones ya establecen con claridad que correspondían a artefactos voladores, de tipo ‘dron’, varios artefactos voladores, que contenían una carga explosiva que detonó en las cercanías de la tarima presidencial y en algunas zonas del desfile” informó Rodríguez desde el Palacio de Miraflores.

El ministro informó que Nicolás Maduro salió “ileso” del atentado aunque siete militares resultaron heridos y ya fueron trasladados a hospitales para su atención.

Maduro responsabiliza a Bogotá

Poco antes de las 20:00 horas, el propio Nicolás Maduro dio un mensaje en cadena de radio y televisión sobre lo que él calificó como un intento de “magnicidio” en su contra. En varias ocasiones acusó a su homólogo colombiano, Juan Manuel Santos, de estar detrás del atentado.

“Ya la investigación está muy avanzada, sin lugar a duda hemos despejado la situación en tiempo récord y se trata de un atentado para matarme, han intentado asesinarme el día de hoy y no tengo duda que todo apunta a la ultraderecha venezolana en alianza con la ultraderecha colombiana y que el nombre de Juan Manuel Santos está detrás de este atentado. No tengo dudas... Los primeros elementos de la investigación apuntan a Bogotá", acusó al mandatario venezolano.

Maduro señaló que ya hay varios detenidos y sugirió que los “financistas” del atentado en su contra viven en Estados Unidos, por lo que pidió ayuda al mandatario Donald Trump para enfrentarlos.

“Las investigaciones van a ir al fondo, caiga quien caiga... no hay vaca sagrada, no hay apellido sagrado aquí y también solicitaremos a los responsables que estén viviendo en el exterior, sobre todo en los Estados Unidos de Norteamérica. Ya las primeras investigaciones nos indican que varios de los responsables intelectuales financistas de este atentado contra mi vida viven en los Estados Unidos, en el estado de la Florida, espero que el gobierno del presidente Donald Trump esté dispuesto a combatir grupos terroristas que pretenden cometer magnicidio o atentado contra países pacíficos de nuestro continente, en este caso Venezuela”.

Maduro prometió que “no va a haber perdón” contra los responsables del atentado en su contra. "Los perseguiremos y los capturaremos hasta donde se vayan a esconder, lo juro por el pueblo y lo juro por el futuro de la patria”, sentenció.

Hasta el cierre de esta edición sin embargo había otras versiones que añadían confusión al asunto pues de acuerdo con información de la agencia Associated Press, algunos bomberos que estuvieron en la escena de los hechos tienen una versión diferente de lo que sucedió y señalan que el incidente se debió en realidad a una explosión de un tanque de gas dentro de un departamento.

Por su parte el diario de Venezuela El Nacional dio a conocer que un grupo anónimo llamado Soldados de Franela se adjudicó el polémico atentado.