Guelatao de Juárez, a tan solo 60 Km de la capital oaxaqueña, es cuna de medios comunitarios construidos por y para los habitantes de las comunidades indígenas que viven a su alrededor. Con prácticamente cuatro generaciones interesadas en la producción y difusión cultural a través de medios como la radio y la televisión, es el hogar natural para Cine Too, un proyecto de difusión y formación en cine creado por la asamblea de ciudadanos de Guelatao en diciembre de 2016.

Cine Too es quizá el único cine comunitario indígena de México, creado y gestionado por la autoridad municipal de la comunidad zapoteca de Guelatao de Juárez. “Desafortunadamente no existen tantos proyectos como este en el país”, cuenta en entrevista la cineasta Luna Marán, encargada de programación y difusión de Cine Too. “El espacio está pensado en esa posibilidad de ser un punto de encuentro para la gente de la comunidad y de las comunidades de alrededor”.

Posted by Cine Too on Sunday, October 1, 2017

La meta principal de Cine Too es generar una ventana a la cultura cinematográfica para niños y jóvenes de más de 50 comunidades que se mudan a Guelatao para continuar sus estudios. “Hemos buscado que sea un espacio lúdico donde los niños tengan ese momento mágico de encontrarse con una historia, una historia que les pueda hablar o ayudar a entender el mundo en el que viven”, explica Luna Marán.

El esfuerzo nace de la necesidad de ampliar el espectro de diversidad de lo que un cine normal pone en pantalla, en particular para mostrarle a la audiencia que sus historias también pueden llegar ahí. “Es una violencia brutal el hecho de que llevemos décadas siendo borrados de las historias que se cuentan en la pantalla grande”, dice Luna Marán. “No sé qué palabras ocupar para hablar de lo violento que significa crecer viendo películas de todo el mundo pero no ves películas ni historias que te hablen a ti o que cuenten algo cercano a lo tuyo”.

OJO: 👀 Nudo mixteco, una película sobre la sexualidad de las mujeres indígenas

La nueva generación de cineastas

Para que estas historias lleguen no solo a Cine Too sino a pantallas de todo México y más allá, hace falta inspirar a una nueva generación de cineastas. “Obviamente no podemos esperar a que alguien venga a hacer esas historias”, dice Luna Marán. “Más bien nos toca a nosotros como jóvenes indígenas hacer nuestras propias películas y contar las historias que nos interesan y desde el punto de vista que nosotros queremos contar”.

El impulso a los nuevos talentos es tan importante como la creación de audiencias. “La visión de Cine Too es poder ser ese espacio de formación de los próximos creadores”, explica Marán.”Yo diría que es un derecho humano el poder verte representado en la pantalla o en los medios”.

Este equipo lo hace a través de Cine Too Lab, un programa de formación no escolarizada que reúne a 16-18 proyectos en desarrollo y los arropa durante un año. Este programa se nutre de la colaboración de cineastas como Everardo González, Carlos Rossini o Luisa Pardo y recibe a jóvenes de todo México. “Queremos ser un espacio donde podamos construir esas historias que después queremos ver en la sala de Cine Too”, agrega.

🤠👺☠️👨‍💻👩‍💻💪🏽🤘🏽⚡ Iniciamos con el #CineTooLab ⚡🤘🏽💪🏽👩‍💻👨‍💻☠️👺🤠

Posted by Cine Too on Thursday, May 17, 2018

A finales de enero lanzarán Jeqo, un espacio para la discusión y producción de cine comunitario feminista. “Jeqo es una palabra en maya quiché que significa ‘empezar a entendernos’”, explica Luna Marán. “Se van a reunir como 30 jóvenes en nivel iniciación a trabajar y discutir cómo se puede construir este tipo de cine”.

En Jeqo participarán realizadoras como Laura Santullo y Elena Pardo, mientras que en la parte teórica estarán la filósofa de género Mariana Favela y la lingüista Yásnaya Elena Aguilar. “Es un espacio que va a funcionar cada dos meses y va a producir cortometrajes de ficción durante un año”.

Algo para todos

Guelatao forma parte del Distrito de Ixtlán, que también comprende comunidades como Santa Catarina Lachatao, San Miguel Amatlán o Santa María Yahuiche, todas a menos de 30 minutos de distancia. “Toda esa gente está construyendo a partir de la sala la posibilidad de ir al cine, porque la sala más cercana a todas esas comunidades está a 60km o más”, cuenta Marán, productora de cintas como Los años azules, de Sofía Gómez Córdova.

¡Tenemos más de 600 películas que puedes pedir en la modalidad de Cine Too a la carta! 1. Aparta fecha y hora 2. Escoge la película 3. Disfruta de tu película con unas palomitas Palomitas: $20.00

Posted by Cine Too on Sunday, December 3, 2017

Entre las actividades que Cine Too ofrece al público hay algo para todos, gracias al concienzudo trabajo de sus programadores y a un acervo ecléctico que cuenta con alrededor de 700 títulos que pueden ser disfrutados en HD y sonido 5.1. Parte del origen de Cine Too está en la colaboración con centros educativos cercanos para complementar los temas del bachillerato con películas relacionadas.

Además de su programación habitual, Cine Too forma parte de algunos circuitos de exhibición alternativos a nivel nacional. Aquí llegan festivales como la Gira de Documentales Ambulante y foros como Segundas Vueltas, que reestrena cine mexicano para que vuelva a estar en cartelera. “Eso queremos, que sea un espacio de encuentro, de entretenimiento, de pasársela bien con pretexto de una buena película”, concluye Marán.