Las violencias machistas no son exclusivas del mundo físico. Están también en línea y se encuentran con facilidad en el acoso focalizado a través de redes sociales, en la pornovenganza y en la difusión de información malintencionada o manipulada para violentar a las mujeres o a identidades de género no binarias. Ante esta realidad nació La Clika - Libres en línea, un webcómic mexicano que lucha contra la violencia machista en espacios digitales.

La Clika nació de una colaboración entre las colectivas feministas Luchadoras MX y Laboratorio de Cultura Audiovisual La Sandía Digital. El cómic interactivo está disponible en línea y cuenta la historia de Leos, una criatura espacial que ve violentada su vida después de que su novio filtra imágenes íntimas suyas a la nebulosa (el equivalente al internet en el multiverso de Leos).

Al hacerse públicas las fotos, el mundo de Leos se pone de cabeza: la expulsan del equipo de galaxibol, compañeros y compañeras de la escuela la insultan y la tachan de “zorra” y en el consejo universitario hasta amenazan con quitarle su beca. A su novio nadie lo culpa ni lo responsabiliza por lo que está sucediendo.

“Ella se enfrenta a un linchamiento por parte de la universidad, de la ciberpolicía y de su comunidad”, explica en entrevista Eve Alcalá, integrante de Luchadoras MX. “Leos busca sus propios caminos para bajar esas fotos y para que los responsables tengan una sanción. En el camino encuentra compañeras que se convierten en su ‘clika’, sus aliadas”.

OJO AQUÍ: 👀 Ana Baquedano, la joven que logró que se castigue la pornovenganza en Yucatán

Mientras las lectoras descubren la historia de Leos, pueden decidir algunas acciones de la protagonista y encontrarse con recursos gratuitos para enfrentar situaciones como las que vive esta criatura. Hay disponibles guías para aprender cómo ayudar a una amiga que está bajo ataque, para aprender a sextear de manera segura o para reportar violencia sexual digital directamente en las redes sociales.

“Es el resultado del trabajo de dos años”, cuenta Eve Alcalá. “Sumamos esfuerzos para juntar estos recursos y quien sea agredida en línea pueda tener acceso a ellos y ella misma buscar sus propias respuestas, reivindicación o búsqueda de justicia”.

Hay tres mensajes clave que La Clika quiere difundir:

1. Es virtual y es real

“Se desestiman mucho las violencias que vivimos en internet”, afirma Alcalá. “Un trolleo o la difusión de nuestras imágenes íntimas sin nuestro consentimiento, se ven todavía como si no tuvieran un impacto real en nuestro cuerpo y en nuestra vida”.

Para La Clika es importante hacer entender que no debería diferenciarse entre los mundos online y offline cuando se habla de violencia de género, pues son expresiones violentas con orígenes compartidos. “Algo que hemos visto es que simplemente toda esta violencia machista que es estructural, que está en las instituciones, en las escuelas, trabajos, familias etcétera, migra a este otro espacio digital que habitamos las mujeres aunque quieran hacernos creer que no”, explica la activista.

2. No es tu culpa

Como sucede con la revictimización de las mujeres violentadas en el mundo físico, cuando alguien es agredida en redes sociales o en otros espacios digitales la primera reacción masiva es responsabilizarla por su propia tragedia. ¿Por qué te tomaste esas fotos?, ¿por qué tuiteaste ese comentario?, etcétera. La Clika quiere que las víctimas comprendan que la culpa no está sobre sus hombros.

“Sabemos que ‘siempre’ nosotras nos buscamos las agresiones, que por salir con la falda corta nosotras nos buscamos los manoseos”, ironiza Eve. “Es igual en el mundo digital: si yo posteo una foto mía nude o sexy o cachonda pues toda la culpa viene sobre mí y no se voltea a ver al agresor o agresora o agresores que realmente son quienes cometen un delito porque están difundiendo y haciendo uso de una imagen que no les pertenece y una violación a nuestra privacidad”.

3. Juntas somos más fuertes

Las activistas detrás de La Clika - Libres en línea quieren dejar claro que hay poder en la unión y en el trabajo conjunto. “Generalmente cuando vivimos violencias ya sean físicas o digitales, tendemos a alejarnos, a aislarnos y existe un pánico, un impacto que nos limita en nuestras actividades diarias”, comenta Eve Alcalá.

Lo que quieren es que hagas tu propia clika, que integres una red de apoyo y acompañamiento con aliadas de todo tipo. “Hay muchas chicas y mujeres y organizaciones haciendo algo sobre los derechos digitales, sobre politizar internet, por una internet feminista, por una internet libre de violencias”, cuenta Eve. “No necesitas ser una experta porque ya hay recursos ahí afuera. No hay recetas únicas para hacerlo sino que en esta búsqueda en conjunto encuentras aliadas por todos lados”.

OJO AQUÍ: 👀 Estas mujeres hackean al patriarcado desde las periferias de la CDMX

“Amiga, no estás sola en el universo”

El webcómic y la campaña digital son los primeros pasos, pero la idea es llevar a La Clika - Libres en línea a un plano más tangible. “Vamos a tener acciones físicas yendo a escuelas, dando charlas”, dice Alcalá. “De enero a abril es un periodo de difusión de este recurso para que no se quede solo en línea, pero vamos a sacarlo e ir a los lugares donde realmente se necesita”.

La Clika quiere inspirar a las mujeres de cualquier edad a luchar por sus derechos digitales y por el respeto a su privacidad. A fin de cuentas, el mensaje fundamental de esta campaña es claro y directo desde la primera línea de este proyecto narrativo digital: “Amiga, no estás sola en el universo”.