La madrugada de este jueves, elementos del Ejército, de la Marina y de la Policía Federal implementaron un operativo por aire y por tierra para evitar que un grupo de personas dañara el ducto Tuxpan-Azcapotzalco, a la altura de Tulancingo, Hidalgo.

El personal de las Fuerzas Armadas y agentes federales ahuyentaron a este presunto grupo de “huachicoleros”, que fue detectado alrededor de las 2:42 de la mañana, informó el secretario de la Defensa, Luis Crescencio Sandoval, este jueves en la conferencia matutina que encabeza el presidente Andrés Manuel López Obrador.

“No lograron su objetivo de poder picar el tubo”, detalló Sandoval.

Las personas corrían con mangueras y avanzaban con 20 vehículos, entre ellos pipas, para ordeñar el ducto cuando un avión de las Fuerzas Armadas los detectó a 4 mil metros de altura, precisó el secretario.

En ese momento, se dio aviso a elementos que viajaban en un helicóptero, quienes se aproximaron a la zona, y en ese momento los supuestos “huachicoleros” huyeron y se escondieron en bodegas, relató Luis Crescencio Sandoval.

Además, el secretario de la Defensa dio a conocer que 11 ductos en el país ya son vigilados por personal militar y de la Policía Federal.