La violencia creció (y mucho) durante 2018 en las calles de la capital mexicana.

Lo saben los alumnos de la UNAM que en febrero fueron testigos de una balacera entre presuntos narcomenudistas dentro de las instalaciones de Ciudad Universitaria.

Lo sabe la madre de Sebastián, quien en abril perdió a su hijo de cuatro años por una bala perdida. Justo a unos pasos de donde ellos caminaban, en la alcaldía Iztapalapa, dos hombres en motocicleta atacaron a tiros a otros que viajaban en un auto. Una de las balas se desvió y penetró en el cuello del niño.

Lo tienen claro también los habitantes de San Francisco Culhuacán y Estrella Culhuacán, Iztapalapa, donde en junio presenciaron una batalla campal entre policías y presuntos delincuentes a un costado del metro Culhuacán. Una pesadilla que terminó con un saldo de cuatro muertos, un herido y 25 detenidos.

OjO AQUÍ: 💀 El aumento de homicidios en CDMX

Estos tres ejemplos son una pequeña muestra de un total de 102 balaceras que sacudieron CDMX en 2018, de acuerdo con un recuento hecho por mexico.com. Esto es un tiroteo cada tercer día.

Las balaceras en la capital crecieron al menos 46% respecto al año 2017, cuando se registraron 70 casos.

El saldo de las balaceras en 2018 fue de 139 muertos y 171 heridos entre policías, presuntos delincuentes y población civil. También hubo 114 agresores detenidos.

Un año antes, los tiroteos cobraron la vida de 70 personas y dejaron 137 lesionados, según los datos recabados. Y aunque fueron menos eventos, la policía detuvo a más agresores: 131 en todo 2017.

Para llegar a estas cifras construimos una base de datos con notas de prensa de El Universal, El Gráfico, Reforma y Metro, medios con una fuerte cobertura en temas policiales en la capital. Puedes descargar la base completa aquí.

No incluimos en la base cualquier tipo de agresión cometida con arma de fuego. Solo tomamos en cuenta aquellas notas que reportaban intercambios de disparos entre oficiales y presuntos criminales o entre civiles armados. También consideramos eventos en los que un grupo armado hubiera abierto fuego en contra de otro grupo de civiles —delincuentes o no— desarmados.

Desarrollamos esta base porque la Procuraduría General de Justicia y la Secretaría de Seguridad Pública de la capital —todavía bajo la administración que concluyó en diciembre pasado— negaron tener datos al respecto en respuesta a solicitudes de transparencia.

La información que detectamos será presentada en tres partes: ésta es la primera.

Pese al silencio de las autoridades de la administración pasada, hay algunos datos oficiales que evidencian que la situación en la ciudad se está saliendo de control.

De acuerdo con las estadísticas del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP), el número de víctimas de homicidio doloso con arma de fuego en CDMX creció 82% entre 2015 y 2018, pasando de 490 a 892. Además, las víctimas de lesiones dolosas por arma de fuego aumentaron 37% entre los mismos años, pasando de mil 254 a mil 717.

Por otra parte, la Encuesta Nacional de Seguridad Pública Urbana (ENSU) del Inegi indica que en septiembre de 2018 —último mes para el que se tienen datos— el 69.1% de la población mayor de 18 años que vive en el norte de CDMX escuchó disparos frecuentes con armas. Dos años antes, en septiembre de 2016, 52.8% dijo atestiguar lo mismo.

En el mismo lapso, el porcentaje de personas que escucharon disparos con armas de fuego creció de 35.4% a 43.8% en el sur de la ciudad; de 53.2% a 71.9%, en el oriente, y de 44.7% a 51.6% en el poniente.

¿Por qué hay balaceras en CDMX?

Los motivos que detonaron las balaceras en la capital cambiaron de un año a otro, según la información hemerográfica recopilada. En 2017, la mayoría (34%) inició por un asalto o intento de asalto en el que los delincuentes terminaron enfrentándose a tiros con la policía. Para 2018 las cosas cambiaron. El 40% de las balaceras fueron agresiones directas de personas armadas en contra de otro grupo de civiles.

Para David Ramírez de Garay, experto en seguridad, hablamos de dos fenómenos diferentes. En el caso de los asaltos, los tiroteos entre policías y ladrones podrían evitarse si los primeros contaran con capacidades y herramientas para realizar su trabajo sin disparar una sola bala.

“Una parte (de las balaceras) pasa por la falta de protocolos o entrenamiento adecuado de las policías para poder evitar estos enfrentamientos. En el mundo hay policías de a pie que ni siquiera tienen armas y están perfectamente capacitados para realizar alguna detención sin que tengan que usar un arma de fuego”, señala el especialista y coordinador del Programa de Seguridad de la organización México Evalúa.

OjO AQUÍ:San Bartolo, un pueblo peligroso entre residenciales pacíficos de CDMX

En cuanto a las agresiones directas de personas armadas contra otro grupo, David Ramírez considera que estos eventos “tienen la pinta, por las características, de ser actos relacionados con redes de alguna actividad ilegal, sea la que sea, no solo tráfico de drogas”.

Enfrentamientos entre presuntos criminales, riñas, intentos de desalojo y enfrentamientos con fuerzas federales (militares o civiles) son parte de los eventos que también detonaron balaceras, según lo recopilado de las notas de prensa.

Independientemente de la causa inmediata que las originan, “el que sea tan fácil conseguir un arma y que una vez que la usas no haya consecuencias” es el incentivo más claro para matar a alguien con total impunidad, considera Ramírez.

Las balas no dieron tregua ni en las fiestas decembrinas. El pasado 22 de diciembre, un grupo de seis gatilleros irrumpió en una vivienda de Coyoacán donde se celebraba una posada navideña. Los sujetos abrieron fuego contra los asistentes asesinando a cinco personas y lesionando a otras dos.

La última balacera del año tuvo lugar sobre la calzada Ignacio Zaragoza, a la altura del puente vehicular La Concordia. Lo que empezó como una persecución policiaca en Estado de México, la noche del 27 de diciembre, terminó en un enfrentamiento a balazos en la frontera de la capital.

Alrededor de 40 hombres armados se enfrentaron con policías federales, del Edomex y CDMX en las inmediaciones del metro Santa Martha. Ocho criminales fueron detenidos, dos de ellos heridos.

Y nadie está exento de quedar en medio de una refriega en la capital. Desde el ciudadano común hasta personas como el cardenal Norberto Rivera Carrera o el magistrado Miguel Enrique Sánchez Frías.

‘Como si fuera Tamaulipas’

La noche del 29 de agosto de 2017, un robo violento sorprendió a los pasajeros de un camión que se dirigía de Indios Verdes a Tlalnepantla. En la alcaldía Gustavo A. Madero, dos jóvenes de entre 18 y 19 años que iban sentados en la parte trasera comenzaron a amenazar con arma de fuego a los usuarios para despojarlos de sus pertenencias. En el mismo instante, otro ladrón armado asaltó la unidad por enfrente.

Los criminales en realidad no se conocían, pero pretendían robar el mismo camión. Al encontrarse cara a cara, resolvieron disputarse a balazos el botín frente a los pasajeros aterrorizados. En el enfrentamiento, dos asaltantes murieron.

OjO AQUÍ: 🔲 Este es el ‘oasis’ de Iztapalapa donde hubo solo un homicidio en 8 años

Quince días antes, la madrugada del 13 de agosto, cinco personas fueron baleadas dentro del bar Cervecería de Banda. Esto a solo dos cuadras del Palacio de Bellas Artes, en pleno centro histórico de la ciudad.

“Hubo una balacera, literal como si estuviéramos en Tamaulipas o en Mazatlán”, exclamó uno de los comensales que logró captar el momento del ataque con su celular. Tan pronto se escuchan las detonaciones en el video, la música se interrumpe, los clientes comienzan a buscar desesperados a sus acompañantes. En segundos, la alegría se torna en caos.

En 2017 ocurrieron entre cuatro y siete balaceras por mes, a excepción de agosto, cuando la cifra se disparó a 13, según la base creada a partir de la hemeroteca criminal. El ataque a la Cervecería de Banda y al camión de pasajeros fueron parte de esos tiroteos.

Para 2018, el número de balaceras por mes se ubicó entre seis y 12, siendo junio el más violento.