Felipe Calderón, Enrique Peña Nieto y varias instituciones han resultado enlodadas por el juicio del exlíder del Cártel de Sinaloa, Joaquín Guzmán Loera, alias El Chapo.

A solo una semana de que iniciaron las audiencias, funcionarios y exfuncionarios han tenido que salir a desmentir señalamientos de sobornos del narco.

El testigo clave de la Fiscalía ha sido Jesús El Rey Zambada, quien ha dado detalles bajo juramento de las operaciones del Cártel de Sinaloa, cuyo socio es su hermano Ismael El Mayo Zambada.

Calderón y Peña Nieto

Jeffery Lichtman, abogado defensor de Guzmán Loera, señaló que a quienes El Mayo Zambada había presuntamente sobornado eran Enrique Peña Nieto y el expresidente Felipe Calderón.

“La verdad es que El Chapo no controlaba nada, Mayo Zambada lo hacía”, dijo Lichtman. Zambada ha pagado “al actual y al anterior presidente de México”, Enrique Peña Nieto y Felipe Calderón, “cientos de millones de dólares en sobornos”.

Las revelaciones fueron rechazadas tanto por Calderón como por la Presidencia de la República. El vocero, Eduardo Sánchez, afirmó que fue durante la administración de Peña Nieto que el El Chapo fue recapturado y extraditado a los Estados Unidos.

OjO AQUÍ: 👀 Cómo es El Chapo a través de los ojos de Emma Coronel

Genaro García Luna

El Rey Zambada dijo este martes que en dos ocasiones entregó valijas con un total de seis a ocho millones de dólares en sobornos al exsecretario de Seguridad Pública, Genaro García Luna, entre 2005 y 2007

Durante el primer pago a García Luna, según el excontador del Cártel de Sinaloa, éste era director de la Agencia Federal de Investigación (AFI) de la Procuraduría General de la República (PGR), un cargo que ocupó de 2001 a 2006, en la administración del presidente Vicente Fox.

En el segundo pago, de tres a cinco millones de dólares y entregado en 2006 o 2007, según el testigo, era secretario de Seguridad Pública del gobierno de Felipe Calderón, y por ende el jefe de la policía federal.

Las declaraciones tuvieron como blanco el funcionario que hizo de la captura de capos del narco una estrategia mediática, pues solía mostrarlos ante medios antes de iniciar su proceso judicial, lo que hoy sería considerado como violatorio del debido proceso. Coloquialmente le llamaban “García Luna Productions”.

El testigo fue consultado sobre si en 2005 y 2006 los capos del narcotráfico Arturo Beltrán Leyva, su hermano Héctor, el Indio, La Barbie y el Grande pagaron 50 millones de dólares a García Luna para que éste les diera protección.

“Eso se decía”, respondió el Rey.

El exsecretario García Luna no tardó más que unas horas para enviar una carta a diversos medios negando rotundamente haber recibido pagos del narco.

PGR e Interpol

El Rey, quien controlaba la actividad del cártel en Ciudad de México, contó que pagaba personalmente sobornos al comandante de la PGR en la capital mexicana, a la Policía Federal de Caminos que maneja también puentes y aeropuertos, a la Policía Judicial federal, estatal y municipal y “a Interpol también”.

“Los sobornos para funcionarios en Ciudad de México eran unos 300 mil dólares (6 millones de pesos) por mes”, contó al jurado Zambada. El cártel controlaba varios estados, y en estos sobornaban “principalmente al gobernador, al procurador, al director de la policía federal y municipal”.

OjO AQUÍ 🔎: Mientras el Chapo va a juicio, su cártel prepara una movida maestra

General del ejército Mexicano

El Rey Zambada también dijo que pagó 100 mil dólares (2 millones de pesos) al General Gilberto Toledano, a cargo del estado de Guerrero, a pedido del Chapo hacia 2004.

Gabriel Regino, subsecretario de Seguridad del DF, en la administración de AMLO

En la Ciudad de México el pago por protección ascendía a 300 mil dólares mensuales (6 mdp) para Gabriel Regino, exsubsecretario de Seguridad Pública de Ciudad de México, cuando el alcalde era el actual presidente electo, Andrés Manuel López Obrador.

"Según él, iba a ser el próximo secretario de Seguridad y se le estaba pagando para nuestra protección", contó.

Regino negó las acusaciones en su cuenta Twitter.

Las declaraciones del testigo clave de la Fiscalía pudieron haber sido silenciadas por el juez del caso, luego de que el reportero del New York Times, Alan Feuer, dijo el viernes pasado que esta semana se sabría que el actual presidente de México recibió 6 millones de dólares del Cártel de Sinaloa. Pero este martes se registraron varios documentos bajo secreto durante el juicio por orden del juez.

OjO AQUÍ: 👀 ¿Silenciarán supuestos sobornos a Peña Nieto en juicio del Chapo?

El Rey Zambada fue encarcelado en México en 2008 y extraditado a Estados Unidos en 2012. Enfrenta una sentencia de cadena perpetua que podría ver reducida a cambio de colaborar con el gobierno de Estados Unidos,

El Chapo no ha declarado, pero El Rey ha dado detalles de cómo sobornaba a autoridades de la Procuraduría General de la República y el Gobierno de la Ciudad de México.

El Chapo Guzmán, de 61 años, acusado de traficar más de 155 toneladas de cocaína a Estados Unidos, puede ser condenado a cadena perpetua si es hallado culpable. La fiscalía lo presenta como un despiadado asesino que junto al Mayo tenía el absoluto poder del cartel de Sinaloa.

Extraditado a Estados Unidos hace casi dos años, está encarcelado en una prisión de máxima seguridad tras sus dos fugas cinematográficas de prisiones mexicanas en 2001 y 2015.

Este martes se mostró muy vivaz, habló varias veces con sus abogados y lanzó largas miradas a su joven esposa Emma Coronel, de 29 años, quien asiste al juicio cada día y le sonríe a la distancia.