El fundador de Facebook y dueño de WhatsApp e Instagram, Mark Zuckerberg, está planeando un gran movimiento: hacer que los mensajes privados puedan ser enviados y recibidos en las tres aplicaciones.

De acuerdo con información de The New York Times, este movimiento requiere que las bases tanto de Instagram como Facebook y Whatsapp sean reconfiguradas desde niveles básicos, lo que requeriría el trabajo de miles de personas.

Según las fuentes de NYT, las aplicaciones seguirán operando como servicios independientes y lo único que se unificará será la infraestructura de mensajería.

Estos cambios significarían que un usuario que solo tiene cuenta de Facebook podría comunicarse con otro que solo tiene Whatsapp o Instagram, cosa que actualmente es imposible.

Este complejo proceso se encuentra apenas en las primeras etapas, pero podría comenzar a operar desde finales de 2019 o principios de 2020.

Las fuentes anónimas del New York Times sugirieron que Mark Zuckerberg propuso estos cambios para que los usuarios pasen más tiempo en su red de aplicaciones y para hacerla más competitiva ante servicios de mensajería de otras compañías.

El informe también afirmó que este plan generó conflictos internos y que fue una de las razones por las que los fundadores de Instagram y WhatsApp se fueron el año pasado.